¿El potencial de tu equipo no sale a relucir? Aprende a explotar sus habilidades al máximo

Si tu negocio médico tiene talento con gran potencial, pero no sale a relucir en su desempeño, es posible que debas cambiar tu estrategia para gestionarlo

0
101

Encontrar y contratar al mejor talento para tu negocio médico es solo media batalla. También debes aprender a explotar su potencial al máximo posible. Si crees que tu equipo tiene las habilidades necesarias para el éxito, pero no logran salir a la luz, sigue estos consejos:

1Concéntrate en las habilidades innatas

Muchos negocios médicos se enfocan en capacidades, educación y experiencia. Frecuentemente, el potencial está escondido en las personas más inesperadas. Tu prioridad debe ser encontrar la tarea perfecta para que cada colaborador. Así, podrán desatar su pasión en el espacio de trabajo.

2Ve la personalidad de forma diferente

También es común que se usen pruebas de inteligencia emocional al contratar. Éstas suelen ser superficiales, poco exactas y fáciles de alterar. Encontrar un colaborador médico de gran potencial requiere un mejor enfoque. Busca un método que averigüe las habilidades innatas de la gente.

3Establece confianza

Como se ha repetido innumerables veces, éste es un requisito en cualquier espacio de trabajo. Debe haber una comunicación clara entre el liderazgo y quienes forman la fuerza laboral. El potencial de tu personal saldrá a relucir si conocen tu compromiso con su crecimiento profesional.

4Analiza el efecto de las habilidades

Las características propias de cada colaborador tendrán un impacto en tu éxito organizacional. Debes entender qué rasgos tendrían efectos deseados (e indeseados) en tus operaciones. Hasta saber estas consecuencias, no podrás elegir talento con el potencial adecuado para tu proyecto.

5Clarifica el trabajo a realizar

Muchas veces, las contrataciones en el sector médico son muy poco concretas. En ocasiones, ni el profesional de la salud ni el líder que lo contrata saben bien a bien cómo será la jornada diaria. Esto no solo puede traerte problemas a largo plazo. También afecta el potencial de tu talento.

6Determina un nivel de potencial mínimo

Cuando conozcas las tareas y las habilidades innatas para cada rol, puedes definir estándares. Al contratar a alguien, califica las capacidades del individuo. Si no alcanza el nivel mínimo fijado para la posición, no lo contrates. De esta forma, evitarás incorporar a gente que no daría el ancho.

7Evalúa las habilidades de tu personal

Tanto para el equipo viejo como para los nuevos reclutas deben existir revisiones de desempeño. Compara sus niveles de potencial con los que teóricamente debería haber en cada posición. Si no empatan, analiza en qué otras tareas de tu negocio médico podrían tener un mejor desempeño.