Este artículo tiene 717 vistas

Imprimir

Publicado en:

Desarrollan parche que reduce grasa corporal sin hacer ejercicio

El dispositivo fue probado en ratones y funciona a través del suministro de hormona T3 triyodotironina; las pruebas en humanos comenzarán en breve.

parche_grasa
Marketing Farmaceutico

Para aquellas personas que odian hacer dieta o ejercicio para bajar de peso, investigadores de la Universidad Tecnológica de Nanyang, en Singapur, dieron a conocer una buena y otra mala noticia. La buena es que han creado un parche con la capacidad de eliminar un tercio de la grasa corporal, sin que sea necesario hacer ejercicio.

De acuerdo con los autores del estudio, el dispositivo funciona a través del suministro de hormona tiroidea T3 triyodotironina. Según los resultados de la investigación, la sustancia empieza a funcionar a partir del quinto día y es capaz de eliminar un tercio de la grasa corporal en aproximadamente cuatro días.

Sin embargo, la mala noticia es que por ahora este parche sólo ha funcionado en ratones, por lo que se desconoce qué efecto causaría en los seres humanos, y la única alternativa seguirá siendo hacer ejercicio y comer saludablemente. No obstante, esta duda podría durar poco tiempo ya que las pruebas en personas comienzan este mes de enero.

Cabe recordar que la hormona tiroidea T3 triyodotironina es una hormona relacionada con casi todos los procesos fisiológicos del cuerpo humano. Una de sus principales funciones es estimular el metabolismo de los hidratos de carbono y las grasas. Es por este motivo que el desempeño de esta hormona es fundamental en la reducción de la cantidad de grasa corporal.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 2016, más de 1900 millones de adultos mayores de 18 años tenían sobrepeso, de los cuales, más de 650 millones tenían obesidad.

Asimismo, el Colegio Mexicano de Cirugía para la Obesidad y Enfermedades Metabólicas (CMCOEM), mencionó que el costo en el tratamiento para este problema de salud se elevó en México a más de 11 mil 600 millones de dólares.