Este artículo tiene 30 vistas

Imprimir

Publicado en:

Cámaras hiperespectrales, nueva tecnología para obtener mejores imágenes de tumores cerebrales

Expertos recomiendan este tipo de imágenes por la alta resolución que muestran, lo cual es indispensable para el retiro de los tumores cerebrales.

lograr-una-aproximacion-mas-clara-y-limpia-al-tumor-es-uno-de-los-desafios-a-los-que-se-enfrenta-un-cirujano-ante-cualquier-tipo-de-cancer_15_1000x564
Regístrate gratis en la guía para el consultorio

En la lucha para combatir los tumores cerebrales es indispensable contar con un diagnóstico certero y que el médico especialista cuente con las mejores herramientas para saber de qué forma preceder y actuar, ante lo cual, expertos de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), ubicada en España, han empezado a emplear cámaras hiperespectrales, las cuales les han otorgado imágenes de mayor resolución y más precisas, por lo que representa una herramienta bastante eficiente para el momento de tener que realizar operaciones en el quirófano.

Por su parte, César Sanz, investigador del Centro de Investigación en Tecnologías Software y Sistemas Multimedia para la Sostenibilidad (CITSEM) de la UPM y uno de los participantes en el trabajo, explicó las ventajas que le ofrecen al médico este tipo de imágenes.

Las imágenes hiperespectrales son una herramienta de detección fundamental y que presenta muchas ventajas, dado que no son invasivas, no son ionizantes y no necesitamos contrastes con lo que no son molestas para el paciente, además contienen información que no sólo se limita al espectro visible sino que incluyen cientos de bandas, cada una de las cuales cubre una parte estrecha y contigua del espectro electromagnético.

Por otra parte, también mencionó que en un futuro no muy lejano las imágenes hiperespectrales serán una constante para el tratamiento de tumores cerebrales por la alta efectividad que muestra para las operaciones de tumores.

Lograr una aproximación más clara y limpia al tumor es uno de los desafíos a los que se enfrenta un cirujano ante cualquier tipo de cáncer, pero este requisito es más importante aún cuando la masa cancerosa se sitúa en el cerebro, donde el más mínimo margen de error puede tener consecuencias muy graves en forma de efectos secundarios y pérdida de la calidad de vida para el paciente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *