Este artículo tiene 18 vistas

Imprimir

Publicado en:

Embarazos múltiples mejorarían la recuperación luego de un accidente cerebrovascular

Un experimento efectuado en ratones mostró que aquellos que habían dado a luz varias veces tenían mayor resistencia a la lesión cerebral tras un accidente cerebrovascular.

cerebro

Un grupo de investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Maryland liderado por el doctor Rodney Ritzel realizó un nuevo estudio cuyo objetivo era observar la influencia del embarazo en el padecimiento de ictus entre las mujeres.

Para la investigación, el equipo utilizó dos grupos de ratones hembras de la misma edad. Un grupo acoplado, quedó embarazada y dio a luz a una descendencia múltiple, mientras que el otro grupo nunca se apareó o quedó embarazada. A ambos grupos se les indujo un accidente cerebrovascular (fueron sometidos a un procedimiento de 60 minutos que causó un bloqueo reversible en un vaso sanguíneo en el cerebro), tras el cual los investigadores tomaron medidas de la inflamación, el volumen de tejido cerebral afectado, y la recuperación del comportamiento.

Los resultados mostraron que si bien los ratones que habían dado a luz en varios ocasiones tenían un mayor riesgo de sufrir un accidente cerebrovascular (lo cual fue evidente dado su aumento de peso, niveles de triglicéridos y colesterol en sangre, menor actividad física, etc.), también contaban con una notable resistencia a la lesión cerebral tras el accidente cerebrovascular, así como una mejor recuperación conductual en un momento crítico punto después del evento, en comparación con aquellos que nunca habían estado embarazadas o tenían descendencia, .

Tenían infartos más pequeños, activación glial menor, y un menor deterioro del comportamiento en la ventana de recuperación crítica de 72 horas.

Además, 1 mes después del accidente cerebrovascular, la recuperación del comportamiento era “significativamente mejor” en los ratones que habían dado a luz varias veces, y esta recuperación fue acompañado por un aumento en la formación de nuevos vasos sanguíneos que estaba ligado a mejoras en las pruebas mentales y de comportamiento.

Los investigadores sugieren que sus hallazgos muestran que la experiencia reproductiva tiene “efectos profundos y complejos sobre la salud y la enfermedad neurovascular”, y demostraron la importancia de incluir a las mujeres que han dado a luz en los estudios que examinan el patrón de toda la vida del riesgo de ictus en las mujeres.

Recibe las noticias diarias del sector salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *