Este artículo tiene 840 vistas

Imprimir

Publicado en:

El médico que soñó con un México mejor seguirá en la cárcel

Un médico que “soñó con un México mejor” seguirá en la cárcel porque el juez no tiene tiempo para revisar su caso…

Violencia-Homicidios-Mexico

La historia de México está marcada por la participación social y política de médicos que se han sentido comprometidos no sólo a curar enfermedades físicas, también a tratar males sociales que aquejan al país.

Baste recordar, por ejemplo, los célebres nombres de Anastasio Bustamante, Valentín Gómez Farías (quien fue presidente de la República en cinco ocasiones) o Pedro Taméz, entre muchos otros, pero en la época reciente también se escriben historias.

Actualmente vive un galeno que abandonó el estetoscopio para tomar un viejo fusil y defender a su gente en contra del crimen organizado, una decisión que lo llevó a pisar la cárcel desde el 26 de junio 2014. Aunque el Gobierno federal lo ha tachado de violentar al Estado, al exterior del país es reconocido como líder social y rostro de los miles de personas hartas por los abusos cometidos en su contra.

Este médico cirujano encabezó los llamados grupos de autodefensa nacidos oficialmente el 24 de enero de 2013 en los municipios de Buena Vista y Tepalcatepec, Michoacán, donde él vivía.

Como una reacción al asedio que sufrían por parte de Los Caballeros Templarios, los habitantes de Tierra Caliente decidieron tomar las armas y seguir al doctor José Manuel Mireles Valverde para hacer lo que el Gobierno no había logrado: frenar los homicidios, violaciones y demás agresiones que la gente estaba sufriendo.

Doctor-Jose-Manuel-Mireles-Valverde-Autodefensa-Michoacan

Aunque desde el principio las autoridades advirtieron que su accionar no estaría permitido, en los meses siguientes a su nacimiento se llegó al acuerdo de que se le permitiría portar armas a quienes pasaran los exámenes de confianza para integrarse a los cuerpos de guardias rurales y así actuar coordinadamente con la Policía Federal, Marina y el Ejército, algo en lo que el doctor Mireles estuvo de acuerdo, sin embargo, pocos días después encabezó una operación para controlar la agencia municipal de La Mira en la zona costera michoacana y anunció que haría lo mismo en una zona vecina de Lázaro Cárdenas, no obstante, fue detenido junto con otros 83 autodefensas por violar la Ley de Portación de Armas de Fuego.

Desde entonces permanece en prisión enfrentando lo que sus abogados y familiares señalan como violaciones a sus derechos. A principios de año trascendido, por ejemplo, que la salud del doctor Mireles se encontraba afectada, sin embargo, había tenido dificultades para acceder a exámenes cardiacos.

La última de estas denuncias, hecha pública este 10 de mayo por su defensa, señala que el juez quinto de Distrito de Uruapan, Rubén Olvera Arreola, quien lleva el caso, no ha tenido tiempo para revisarlo puesto que hay otros “igual de importantes que este”.

El exdirigente de Movimiento Ciudadano, Daniel Moncada, se dirigió al magistrado para recordarle que “el caso del doctor Mireles es muy relevante desde el punto de vista humano, es el luchador social más importante que ha tenido el país en los último 30 años. Está a un mes de cumplir tres años de prisión injusta”.

Destacó que si el juez sexto sentó un precedente con otros cien autodefensas para que siguieran su proceso en libertad, no se explicaba por qué el doctor Mireles no podía tener este beneficio.

Aunque hay quienes lo señalan por tener presuntos nexos con el narcotráfico y llevar vida personal poco ejemplar, lo cierto es que los médicos en México son una figura emblemática en la historia nacional.

Así que mientras se sigue escribiendo esta leyenda cabe recordar las palabras que Virginia Mireles dirigió a su hermano luego de que en enero pasado pidiera disculpas a su familia por haberla puesto en riesgo y haber intentado asumir las funciones de las instituciones oficiales:

Querido hermano Manuel, nosotros no tenemos nada que perdonarte. Para los que te queremos porque te conocemos, sigues siendo el ciudadano ejemplar que se atrevió a soñar como pocos mexicanos se atreven a hacerlo. Eres y serás un referente para muchos soñadores que creen en un México mejor.

El abogado del doctor Mireles, Ignacio Mendoza, aseguró que desde el 24 de abril el juez tenía que haber resuelto si se le otorgaba o no la fianza como medida cautelar, al igual que sucedió con otro centenar de autodefensas, sin embargo, hasta la fecha no ha habido mayor avance dentro del proceso penal 137/2014-II-M.

Imagen: Bigstock

Recibe las noticias diarias del sector salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *