Este artículo tiene 56 vistas

Imprimir

Publicado en:

5 consejos para desarrollar la persuasión del médico emprendedor

La persuasión es una habilidad que el médico debe desarrollar para beneficiar sus relaciones con colaboradores, colegas, pacientes y proveedores.

La capacidad de convencer a otras personas para hacer lo que te interesa siempre será una habilidad valorada por cualquier médico, pues de tal modo será mucho más sencillo dirigir a tu equipo de colaboradores de la forma más conveniente para el óptimo funcionamiento de tu consultorio médico.

Conseguir que el resto de tus colaboradores vean las cosas desde tu misma óptica puede resultar benéfico no sólo para tu trato con ellos, sino también con socios potenciales, proveedores e incluso los propios pacientes. Por ello, es necesario perfeccionar tu capacidad de persuasión, objetivo para el debes tomar en cuenta los siguientes consejos:

Enmarcar el mensaje en un contexto relevante para el receptor

  • Cada persona tiene necesidades diferentes, por ello es necesario que evites a toda costa emplear términos técnicas para tratar de impresionar a tu interlocutor. Mejor concéntrate en ofrecer propuestas de valor específicas de acuerdo a las necesidades de éste.

Materializa tus propuestas

  • La gente es incapaz de introducirse en la mente del médico, por ello la mejor manera de lograr la adhesión a tus ideas es a través de prototipos o ejemplos reales de lo que tienes en mente, pues así comprenderán tu propuesta de una forma más sencilla. Recuerda aquella vieja sentencia que dice: “hasta no ver no creer”, así funcionan las personas.

Genera impacto

  • Da prioridad a las historias sobre las declaraciones. La gente prefiere escuchar narraciones sobre el contraste de tus propuestas con el medio que les rodea, así que cuando comiences tu discurso procura incluir a tu interlocutor como personaje central o relevante de éste.

Recurre a voceros

  • Las personas son más proclives a escuchar a alguien cuando median las recomendaciones de amigos, familiares y conocidos. No temas recurrir a colaboradores u otros especialistas para organizar entrevistas o reuniones, o bien, comenzar a introducir tus ideas.

Repite el mensaje cuantas veces sea necesario

  • La persuasión no es tan fácil de lograr y, como médico emprendedor, debes recordar que la gente está expuesta a miles de mensajes cada día, así que la pasión que demuestres a veces no será suficiente para captar su atención. Si no logras que las personas se adhieran a tus propuestas, repite tus mensajes cuantas veces sea necesario hasta asegurarte de que te han escuchado.
Guia para el consultorio 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *