Este artículo tiene 147 vistas

Imprimir

Publicado en:

4 consejos para orientar a un paciente renuente

En la mayor parte de los casos existe una serie de factores que hacen a la persona un paciente renuente para seguir alguna indicación médica.

Human head shape on a blackboard with question marks on sticky notes inside

En ocasiones la relación médico-paciente cuenta con un grado de confianza que permite al profesional de la salud sugerir la modificación de cierto tipo de hábitos que podrían representar un riesgo potencial para la salud del paciente. Con esto en mente, la doctora Blanca Estela Aguilar Báez  ha preparado una serie de recomendaciones a tomar en cuenta al momento de enfrentar a un paciente renuente.

4 claves para orientar al paciente.

I. Construcción de acuerdos

La relación del médico con el paciente, ya sea en el consultorio o centro de salud, representa un vínculo especial de confianza que en algunas ocasiones pude admitir ciertas recomendaciones en beneficio de la calidad de vida del paciente. Explica paso a paso lo que representan los factores de riesgo, ubica sus dudas y coméntalas. Lo importante es la construcción de acuerdos a partir de la solución de sus dudas.

II. Limitación de agentes externos

Cuando se habla de un paciente en tratamiento directo por algún tipo de patología específica, la familia es fundamental, ya que forma parte de su espacio inmediato de acción y actuación. Tener en claro el compromiso de la familia, sus hábitos y estilo de vida son determinantes para el cabal cumplimiento de procedimiento por el que se remediará alguna dolencia.

III. Dimensión íntima del paciente

El paciente clínico lleva consigo una serie de factores fruto de sus experiencia, sapienza (o ignorancia) y desarrollo personal, académico y/o profesional. Mucho de ello es el origen de sus miedos y temores más profundos que, en determinados caso, pueden ser la fuente de su negativa para iniciar un tratamiento o procedimiento. El diálogo es vital para romper con sus mitos y paradigmas más arraigados.

IV. Cuestión de efectivo

El dinero es condición necesaria al momento de realizar una evaluación sobre el inicio de un tratamiento, terapia o intervención desde la perspectiva del paciente. Conocer esta situación es bastante válido. Sin embargo, es necesario hacer ver al paciente que en la mayoría de los casos un tratamiento preventivo es mucho más barato que el trato de una complicación.

Imagen: Bigstock

Guia para el consultorio 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *